La cocina es la estancia de nuestro hogar que más olores genera pero, por suerte, se pueden evitar sabiendo reconocer el foco que produce dichos olores.
Está claro que los cubos de basura y los desagües son puntos principales de emisión de olores. Pero, ¿te habías parado a pensar alguna vez en los electrodomésticos? Frigorífico, lavavajillas, horno o microondas son electrodomésticos que pueden producir malos olores.
Aquí van algunos consejos que te ayudarán a eliminar los malos olores de tu cocina:
– Apuesta por cubos de basura con tapa y límpialos con frecuencia.
– No guardes alimentos sin tapar en la nevera y consúmelos lo antes posible.
– Limpia el filtro del lavavajillas y las juntas al menos una vez al mes. Además, una vez hagas esto, puedes poner un lavado corto en vacío.
– No calientes alimentos sin tapa en el microondas para evitar que salte grasa y se ensucie más rápidamente. En cuanto al horno, es aconsejable limpiarlo después de cada uso, sobre todo si cocinamos comida con grasa.

 

Un mal diseño puede arruinar la funcionalidad de tu cocina, es por ello que debes acudir a profesionales con experiencia en el sector. La cocina debe ser un espacio cómodo y adaptado a tus necesidades ya que pasamos muchas horas en dicha estancia.
Ya sea una reunión con amigos, comidas familiares o las comidas del día a día, la cocina es un espacio que utilizamos muchísimo, es el centro de nuestro hogar, ¿vas a arruinar el espacio por un mal diseño?
Aspectos a tener en cuenta:
– Iluminación. Aunque tu cocina tenga mucha luz natural, la zona de trabajo requiere un extra de luz y es un punto a tener en cuenta a la hora de realizar el diseño.
– Espacio disponible. Otro factor que influye en el diseño de tu cocina es el espacio con el que contamos. En función de tus necesidades, y, si tu cocina es pequeña, vamos a crear un espacio más amueblado o un espacio más diáfano.
– Distribución óptima. En el diseño de la cocina hay que tener en cuenta las distintas zonas de las que se compone una cocina y deben presentar armonía entre ellas. Por ejemplo, es lógico que el lavavajillas esté al lado del fregadero para facilitar el trabajo, o que al lado de la placa dispongamos de un trozo de encimera para procesar alimentos. Leer más

1.  Incluye papel pintado en alguna de las paredes de tu cocina.
El papel pintado está de moda y le da un toque personal a tu cocina. Añade un papel que contraste con los muebles pero, cuidado, no es recomendable colocarlo en zonas de trabajo. Es una alternativa ideal para cocinas con office.
2.  Elige puertas en color blanco. El blanco es un color que nunca pasará de moda y siempre es muy buena elección ya que aporta luminosidad a nuestra cocina. Además, combina de maravilla con la madera, que confiere calidez a la estancia.
3.  Atrévete con una isla. Hay cocinas que, por más que nos empeñemos, no tienen espacio suficiente para una isla pero, si tu cocina tiene buen tamaño, te la recomendamos. Las islas de cocina nos permiten ampliar la zona de trabajo y jugar con el diseño.
4.  Grifería en negro. La grifería en negro es tendencia tanto para baños como para cocinas, aunque escoger este color para la grifería dependerá del color de los muebles y de la encimera que escojamos.
5.  Cubre las zonas de trabajo con baldosa de mosaico hidráulico. Azulejar la cocina por completo es una tendencia pasada de moda, aunque es una opción higiénica y de fácil limpieza. Hoy en día se suele azulejar solamente la zona de trabajo susceptible de salpicaduras, y la baldosa de mosaico hidráulico da un toque moderno a tu cocina.
6.  Contraste de acabados. No tengas miedo a combinar dos acabados distintos como, por ejemplo, los muebles bajos en madera y los altos en blanco.
7.  Decora tu cocina. Estores en las ventanas, lámparas de techo, estantes con vajilla, plantas y un largo etcétera. Es muy importante darle vida a nuestra cocina con accesorios de decoración para que se convierta en una estancia que refleje nuestra personalidad.

Leer más

Elegir una cocina implica tomar muchas decisiones… puertas, tiradores, encimeras, electrodomésticos y un largo etcétera. Una de las dudas que nos podemos encontrar es si el acabado de las puertas va a ser brillo o mate. Qué indecisión, ¿verdad? En Cocinas Domus te vamos a contar las ventajas y desventajas de cada uno de estos acabados para que puedas elegir la mejor opción para tu cocina.
¿Empezamos?
– Cocinas con brillo. El acabado es espectacular, llama la atención. Este acabado confiere modernidad a tu cocina pero, ojo, no todos los brillos son iguales.
A pesar de ser un material que se mancha con facilidad, su limpieza es mucho más fácil y sencilla. El brillo es recomendado en aquellas cocinas con escasez de luz natural y pequeñas, ya que agrandará visualmente el espacio.

– Cocinas mate. El acabado mate confiere a tu cocina elegancia y discreción. No reflejan la luz y las huellas no quedan marcadas. Este tipo de acabado es también muy fácil de limpiar.
Recomendamos este tipo de acabado para cocinas espaciosas y con mucha luminosidad.

Leer más

CRISTALERA EN TU COCINA: AGRANDA EL ESPACIO
Se acabaron las cocinas cerradas y sin luz. Las cristaleras están de moda.
La iluminación es un factor muy importante que se debe tener en cuenta en todos los proyectos de reforma, y más en una cocina, ya que es una estancia en la que vamos a trabajar.
Si estás pensando en abrir tu cocina al salón para que ésta parezca más grande y luminosa, pero te da miedo el tema de olores y ruidos, opta por una cristalera.
Ventajas de las cristaleras:
1. Sensación de amplitud. Las cristaleras son ideales para cocinas con pocos metros.
2. Luminosidad. Al sustituir una pared por una cristalera, logramos que pase la luz de la estancia adyacente a nuestra cocina.
3. Sin olores ni ruidos. Una cristalera nos va a permitir aislar la cocina y evitar que se escapen olores al resto de la casa.
4. Armonía visual. La cocina y el salón están divididos pero a su vez se mantienen visualmente unidos.
Leer más

Una cocina pequeña no es sinónimo de una cocina sin funcionalidad. Con un diseño correcto, puedes sacar el máximo partido a tu cocina. Para ello, en Cocinas Domus te mostramos unos consejos a tener en cuenta a la hora de diseñar cocinas pequeñas:
1. Apuesta por la verticalidad. No tengas miedo a muebles altos que puedan recargar tu cocina. Combinar materiales está de moda y rompe con esa sensación de saturación. ¿Qué te parece unos muebles bajos imitación madera combinados con unos muebles altos en blanco brillo?

2. Primero lo esencial. Cuando una cocina es pequeña, piensa en todo aquello de lo que tal vez puedas prescindir. ¿Podría sacar la lavadora fuera de la cocina y encontrar un sitio para ella en un baño? ¿Dispongo de una despensa ajena a la cocina donde puedo almacenar alimentos o productos de limpieza?

3. Barra de desayuno. Si te gusta comer en la cocina, opta por una barra de desayuno. Son más estrechas que las mesas convencionales y, además, te servirá de superficie de trabajo.

4. Iluminación y colores claros. Para dar más amplitud a tu cocina, te recomendamos que te decantes por materiales en colores claros como blanco, crema, arena, madera clara, etc. Además, ilumina tu cocina: lámparas de techo, halógenos y luz bajo los muebles altos para iluminar la zona de trabajo.

5. Última instancia. Abre tu cocina al salón. Tanto como en obra nueva como en reforma, párate a pensar si te gustaría tener una cocina abierta. Aunque la estancia sea pequeña, cuando la comunicas con el resto de la vivienda, se amplía visualmente. Leer más

Lo que no se aprecia. ¿Alguna vez te has parado a pensar la calidad del armazón de los muebles? Tal vez sea un aspecto que no tengamos en cuenta a la hora de comprar una cocina, ya que nos ha encantado su diseño pero no nos paramos en pensar si será de calidad. En Cocinas Domus fabricamos cocinas duraderas, gracias a los tableros Superpan de 16 mm, trasera de 10 mm y encolamiento y prensado de los muebles. Todo ello confiere al mueble una gran resistencia, el tiempo te lo demostrará.
Lo importante está en el interior. Una cocina nos puede enamorar por su diseño exterior pero ¿y el diseño interior? De nada sirve una cocina de revista si no es funcional. En Domus contamos con una amplia experiencia diseñando cocinas para que éstas se adapten a tus necesidades, además de trabajar solo con proveedores de calidad.
Máximo almacenaje en el mismo espacio. En Cocinas Domus nos salimos de las medidas estándar porque pensamos que cada persona es única y, por lo tanto, las necesidades de su cocina también. Nos gusta aprovechar al máximo la ocupación del mueble, por lo que podemos variar su altura, manteniendo la altura final y garantizar el almacenaje.
Servicio post-venta. Confiamos tanto en nuestro trabajo y en la calidad que le damos a nuestros muebles, que ofrecemos una garantía de 5 años.
Amplia variedad de acabados. Somos expertos en fabricar la cocina de tus sueños porque contamos con un amplio abanico de puertas, tiradores y encimeras, para que puedas tener en tu casa la cocina que te enamora.
Innovación y tendencia. En Cocinas Domus estamos en continua evolución con las exigencias del mercado y nos adaptamos a él para ofrecer a nuestros clientes las últimas mejoras. Leer más

Desde Cocinas Domus lanzamos nuestra primera «Guía de cocina», donde encontrarás consejos básicos y factores que hay que tener en cuenta a la hora de diseñar una cocina.

Esperemos que la disfrutéis.

Leer más

Si quieres renovar el grifo de tu cocina en Cocinas Domus te ayudamos a hacerlo. Hay varios aspectos a tener en cuenta antes de comprarlo para tener un grifo funcional, eficiente y bonito.
Los grifos según el lugar de instalación, pueden ser de pared o lo más habitual, de encimera (sobre la propia encimera o en el fregadero).
Según el sistema de apertura pueden ser:
-Monomando: Con un único mando se regula el caudal y la temperatura del agua. Son los más utilizados.
-Bimando: Con dos mandos para regular la temperatura del agua, uno para la fría y otro para la caliente.
-Grifo termostático: Regula la temperatura y el caudal y se mantienen de forma constante.
-Grifo de pedal: El grifo funciona al pisar un pedal localizado en el suelo. Son muy habituales en las cocinas industriales y profesionales
-Grifo con sensor de activación: Mediante un dispositivo electrónico detecta la presencia y se activa.

Los tipos de grifo según el caño:
-Grifo de caño alto para la cocina. Es el tipo de grifo más común en las cocinas, ya que gracias a él disponemos de más espacio entre el fregadero y el grifo.
-Grifo de caño empotrado en la pared cuando las tomas de agua se encuentran en la pared y no bajo el fregadero.
-Grifo de caño extensible o extraíble. También conocidos como grifos tipo ducha, ya que del caño del grifo se saca una manguera y podemos moverla con libertad si tenemos menaje muy grande.
-Grifo de caño abatible para la cocina para cuando los fregaderos se sitúa frente a una ventana que se abre hacia dentro. Estos grifos se pliegan dentro del espacio del fregadero para que la ventana pueda abrirse sin que choquen. Cuando no está recogido, parece un grifo de caño alto común.
-Grifo de caño giratorio para así abarcar más espacio.
Tipos de grifos por material:
-Grifos de acero inoxidable. Este material es muy higiénico porque cuenta con propiedades antibacterianas. Es resistente y duradero, además de encajar en todos los estilos de cocina y no quedar nunca desfasado. Además admite acabados brillantes, mates o cepillados.
-Grifos cromados de cocina. Los grifos cromados generalmente son de latón o de cromo y se les da este tipo de acabado metalizado. Al combinarlo con los diferentes elementos de la cocina como la encimera, crea una decoración que puede ser muy llamativa y moderna.

-Grifos de latón, cobre o bronce

-Grifos del material de la encimera en granito o detalles en mármol

Accesorios de grifería para ahorrar agua y cuidar el medio ambiente
-Aireadores de grifos, mezcla aire con el agua, salen menos litros pero sin la sensación de que salga menos agua.

-Reductores de caudal. Ayudan a reducir el flujo del agua sin variar la presión con la que sale. De hecho, en muchos casos la aumentan. Leer más

En Cocinas Domus sabemos que uno de los aspectos más importantes de una cocina es la iluminación. Debe incluir una correcta combinación entre la luz natural y la luz artificial para conseguir una iluminación perfecta de la cocina. Hay que aprovechar al máximo la luz natural sin obstaculizar su entrada. También hay que instalar luz artificial general. Y finalmente colocar distintas luces específicas para las distintas actividades a realizar en la cocina. Para todos los usos es recomendable utilizar luz led por su bajo consumo y larga vida útil.
Para la iluminación general lo más recomendable es repartir por la cocina focos empotrados de led para conseguir una luz uniforme y constante. Y para las zonas específicas de trabajo, de cocción o de fregadero, utilizar tiras de led acopladas en la base de los muebles altos. Estas con luz fría para ver correctamente el color de los alimentos.
Para la zona de la mesa o si la cocina tiene una isla, una buena opción son las lámparas colgadas, estas con luz cálida.
A tener en cuenta que las campanas actuales tiene luz incorporada que ilumina también la zona de cocción y sirven como luz ambiental. Leer más